Crisis energética - 30 consejos para que las Mujeres de Boca apliquemos en nuestras casas.
Titulo

1. Apagá siempre las luces cuando salís de una habitación.
2. Manejá una temperatura de 24°C en verano y 20°C en invierno en los equipos de refrigeración-calefacción y no los dejes prendidos cuando te vas de la habitación.
3. Verificá el etiquetado energético eficiente en los aparatos electrónicos, el cual ordena los artefactos de acuerdo al rendimiento.
4. Instalá toldos, cerrá las persianas y corré las cortinas; para reducir el calentamiento del hogar.
5. Preferí los ventiladores de techo al aire acondicionado.
6. Instalá en las ventanas sistemas de doble cristal, ya que reducen en un 50% la pérdida de calor con respecto al acristalamiento sencillo.
7. Elegí pintar tu casa con colores claros en techos y paredes exteriores que reducen el calentamiento de los espacios interiores.
8. Mantené las puertas y ventanas cerradas de tu casa para evitar el ingreso de aire del exterior al ambiente climatizado.
9. Limpiá periódicamente los filtros de todos los equipos para obtener un mejor rendimiento, el buen mantenimiento ahorra hasta un 15% de energía.
10. Ubicá la heladera en lugares frescos, separada como mínimo 15 centímetros de paredes o muebles, así ahorrás un 15% de electricidad.
11. Abrí la heladera sólo cuando es necesario y el menor tiempo posible.
12. Descongelá alimentos dentro de la heladera para obtener ganancias de frío.
13. Comprá alimentos frescos, además de ser más sanos, la comida congelada consume 10 veces más energía.
14. Aprovechá al máximo la capacidad del lavarropas y hacelo funcionar con su carga completa, o sino con los programas de media carga cuando tengas poca ropa y no puedas acumular.
15. Evitá el uso de secarropas de calor, aprovechá el centrifugado del lavarropas y el calor del sol para secar.
16. Conectá el lavajillas directamente en la toma de agua caliente, así se evita que trabaje la resistencia del equipo y reduce en un 90% el consumo de energía.
17. Evitá abrir innecesariamente el horno, cada vez que se abre se pierde por lo menos un 20% de la energía acumulada en su interior.
18. Cociná con ollas a presión que consumen menos energía y se ahorra tiempo.
19. Utilizá el microondas en lugar del horno convencional, dado que supone un ahorro de por lo menos un 60% en energía.
20. Graduá el termostato de la plancha de acuerdo al tipo de tejido que plancharás.
21. Apagá totalmente el televisor ya que en posición de espera (standby) puede consumir hasta 121 watts por día, lo que representa mantenerlo encendido durante 52 minutos.
22. Desenchufá los cargadores de celular ya que enchufados innecesariamente generan una pérdida de 10 watts diarios.
23. Configurá en la PC el sistema de apagado automático de monitores, así se ahorran 75 watts por hora.
24. Evitá la impresión innecesaria de documentos o correos electrónicos.
25. Utilizá lámparas de bajo consumo en las áreas de alto tránsito e iluminación prolongada, proporcionan la misma luz, consumiendo apenas un 20% de la electricidad y duran en promedio 8 veces más que las lámparas convencionales.
26. Usá alfombras dado que reducen la pérdida de calor por el suelo.
27. Instalá en las nuevas construcciones, una capa de 3 centímetros de corcho, fibra de vidrio o poliuretano, entre muros lindantes, para generar mayor aislación.
28. Recordá todos los días cumplir con la regla de las 4 Rs con el consumo: Reducí la generación de basura, Reutilizá aquello que puedas volver a usar, Reciclá aquello que pueda ser utilizado como un nuevo producto o como una materia prima para producir otro producto y 29.
29. Recomprá aquello que proviene de algún proceso de Reciclaje.
30. Cuidá el agua, las buenas prácticas en el baño pueden ahorrar hasta un 50% de consumo de agua. Cerrando la canilla para lavarse los dientes o afeitarse, se ahorran 10 litros por día. Una ducha de 7 minutos ahorra 80 litros de agua por día en contraposición a un baño de inmersión. Aprovechá la tecnología. Instalando riego por goteo se aprovecha el 95% del agua. Lavando el auto con manguera con pico limitador, puede ahorrar hasta 500 litros por lavado. Actualmente hay muchas propuestas en el mercado de materiales, tecnología y mobiliario que te permiten tener tu casa o tu oficina sustentable. Te presentamos algunas propuestas: Una propuesta es la utilizar la energía solar que cuenta con las siguientes ventajas:
• No contamina, no genera ruidos ni emisiones nocivas para la salud y el planeta.
• Es una fuente renovable inagotable y gratuita.
• Es funcional en zonas no habitadas y que carecen de infraestructura.
• Su instalación es simple y rápida.
• Se puede almacenar para utilizarse en los horarios y días donde el Sol no está presente.
• La inversión inicial se recupera con el ahorro por el consumo. Para dimensionar un proyecto tipo en Argentina en una gran urbe, tenemos que pensar que para el consumo de una casa de 80 metros cuadrados con 4 personas viviendo, que quiera abastecer agua caliente sanitaria y electricidad una heladera, tv, iluminación decodificadores, cargadores de celulares y electrodomésticos pequeños el costo es aproximadamente de 5.000 dólares. El repago del termo-tanque si tomamos en cuenta la compra de un termo-tanque convencional de mediana calidad es de 6 meses, mientras que si consideramos el consumo eléctrico el repago sería de casi 19 años a las tarifas actuales. Ahora bien si tenemos en cuenta los cortes de energía eléctrica en 200 hs. Anuales y que tendremos energía ininterrumpida (es decir no tendremos que comprar un generador de nafta y tampoco el consumo de la misma), el repago de la inversión fotovoltáica baja a 2 años.
Por Ecomujeres.

Compartir